Bloc

Cuento historias que me divierten para vender, y de vez en cuando, comparto algo interesante.

 

Ver para crecer

Hace unos meses le di la vuelta al letrero que llevo pegado con ventosa en la ventana trasera del coche.   Ese que pone bebe a bordo.   Ahora pone niño a bordo.   Mi hijo ha llegado a esa edad en la que le puedes empezar a contar cosas importantes....

Si quieres te miento

No se me da bien mentir. Si quieres lo intento. Aunque no tiene mucho sentido tener una radiografía de tu web en la mano y decirte, pues sí, todo ok, sigue invirtiendo en publicidad, todo va bien. Vamos a ver. Si no quieres que te mienta un médico radiólogo. Si no...

Escribimos más que nunca en la historia, miles de millones de mensajes a diario.

Pero no todo lo que escribimos se queda en la memoria, como las croquetas de la abuela, o el primer beso.

Cuando conseguimos permanecer en el recuerdo, atraemos más clientes.

Lo vemos con un ejemplo muy sencillo.

20 de Julio de 1069, Neil Armstrong antes de pisar la Luna por primera vez.

«Este es un pequeño paso para el hombre, un gran salto para la humanidad.»

Neil Armstrong escribió la frase antes de despegar, porque sabía que sería el primer hombre en poner un pie en la Luna.

Década de los 70, más o menos poco después de la llegada del hombre a la Luna, Brian Kernighan, autor de uno de los libros de programación más famoso de la historia, C programming Language (1978).

La primera vez que utilizaron la programación para mostrar un mensaje escrito, este es el mensaje elegido para el momento.

«¡Hola Mundo!»

Kernighan se inspiró en una serie de dibujos animados protagonizada por un huevo y un pollo en la que el pollo decía todo el rato «¡Hola Mundo!».

Las dos frases son igual de válidas, las dos están enlazadas a un hecho histórico.

Pero una de las frases forma parte de nuestra cultura y es recordada a nivel mundial, y la otra no tanto.

He comprobado, con números, que cuando utilizas el copywriting en la gestión de campañas de publicidad con Google Ads pasan dos cosas.

Los anuncios y páginas de aterrizaje son más eficaces, consiguen más clics invirtiendo menos.

Vendes más.

En la guía de regalo no hablo de copywriting, pero sí de como hay que preparar todo para poder aplicarlo después.

Suscríbete, enciende el interruptor y encuentra a tus clientes online con Google Ads.